Conoce el significado de los comportamientos de tu mascota! Nunca están de mas!!

loading...

Los perros son animales muy expresivos. Se comunican cuando están felices, tristes, nerviosos, temerosos y enojados, y usan sus rostros y cuerpos para transmitir gran parte de esta información. El lenguaje corporal de un can es un elaborado y sofisticado sistema de comunicación no verbal que, afortunadamente, podemos aprender a reconocer e interpretar. Una vez que entiendas las posturas y señales de un perro, comprenderás mejor sus sentimientos y motivaciones, y serás capaz de predecir sus acciones. Dichas habilidades te permitirán interactuar con los perros para un mayor disfrute y seguridad.

1. Boca

Los perros hacen mucho más con la boca que comer y beber. A pesar de que no pueden usarlas para hablar, la posición de sus labios, mandíbulas y dientes dice mucho. Cuando está relajado y feliz, es probable que la mantenga cerrada o ligeramente abierta. Si la mantiene abierta, podría estar jadeando, que es como los perros refrescan sus cuerpos. Si se asusta o se siente sumiso, quizás la tenga cerrada con los labios hacia las esquinas. Podría chasquear su lengua dentro y fuera, o lamer si está interactuando con una persona u otro animal. Cuando se siente tenso, puede bostezar de manera exagerada. Un perro actúa agresivamente cuando expone sus dientes, advirtiendo de que no debes acercarte más. 

2. Orejas

Cuando tu perro está relajado y cómodo, tendrá sus orejas de una manera natural. Si está alerta, las elevará superando su cabeza y las dirigirá hacia lo que sea de su interés. También levantará sus orejas hacia arriba y adelante cuando se sienta nervioso. Si las mueves ligeramente hacia atrás, está señalando su intención de ser amigable, pero si están completamente caídas o pegadas a los lados de su cabeza, está indicando que se siente asustando o sumiso.

3. La cola

Cuando tu perro está relajado, mantendrá su cola en su posición natural. Si es feliz, puede moverla suavemente de lado a lado, pero si se siente realmente contento, como cuando te saluda tras estar separado de ti, la moverá más fuertemente de lado a lado incluso siguiendo un patrón circular. Si se siente nervioso o sumiso, la bajará totalmente o incluso la meterá entre sus patas traseras. Si la mantiene rígida o tensa apuntando hacia un lado, significa que está marcando su territorio o amenazando a alguien, y probablemente no sea amigable en ese momento.

4. El pelo

Aunque los perros no se comunican mucho con él, se pueden discernir algunas cosas del cabello de un can. En primer lugar, si siente miedo o está estresado, es probable que se le caiga más de lo normal, como si el perro asustado estuviera mudando su abrigo. Seguramente hayas visto que se pone muy nervioso durante las visitas a su veterinario, por lo que, si lo tocas, estarás cubierto de su pelo. Los perros también pueden erizar su pelo para comunicar cómo son, algo que se llama “erección pilosa”, y sobre todo, cuando están alerta sobre algo que han visto o escuchado. En definitiva, hacer esto puede significar que está asustado, enojado, inseguro, nervioso o excitado salvajemente.

5. Postura general del cuerpo

Los perros utilizan sus cuerpos para comunicar sus intenciones, por lo general, hacerse más grandes o más pequeños. Si se siente feliz y contento, sus músculos estarán relajados y equilibrará el peso sobre las cuatro patas. Del mismo modo, cuando esté juguetón, se verá normal. Podría estar corriendo salvajemente con movimiento exagerados, pero su expresión facial y sus músculos estarán calmados y nada parecerá antinatural. Sin embargo, estoy es bien distinto cuando un perro se siente realmente asustado…

loading...

Si se siente de esta manera, se encorvará como si intentara parecer pequeño; Podría bajar su cuerpo o incluso cubrirse en el sueño. Del mismo modo, tratará de mantener la cabeza baja, y se está cerca de algo o alguien que le asusta, no dudará en alejarse. Por ejemplo, si tu perro tiene miedo al estar subido a la mesa del veterinario, querrá acercarse más a ti y separarse del médico. Si, de otro modo, se siente inseguro sobre algo, podría acercarse tentativamente, con su peso centrado sobre sus patas traseras para que pueda retirarse rápidamente si es necesario. A veces incluso se tumbará boca arriba como un modo de decir que se siente indefenso o que no es peligroso.

Un perro sumiso se ve muy similar a uno asustado porque se hace parecer pequeño para transmitir que no es una amenaza. En este caso, bajará el cuerpo o incluso se encogerá en el suelo, aunque su cabeza puede mantenerla levantada si está saludando a una persona u otro animal. Un perro asertivo (dominante), alerta o excitado, trata de hacerse grande, por lo que sus músculos estarán tensos. Se mantendrá erguido, a veces incluso de puntillas, con el cuello y la cabeza elevados sobre los hombros. Su peso o bien se centrará en las cuatro patas o se inclinará ligeramente hacia delante en sus patas delanteras.

6. Soledad

Cuando tu mascota favorita se sienta sola, en muchas ocasiones aullará. Dicha conducta proviene de las manadas de perros salvajes, ya que el aullido es una manera de señalar su ubicación cuando se separan. Es por este motivo que lo sonidos similares a las bocinas de una ambulancia, por ejemplo, suele confundirlos o preocuparlos, ya que pueden llegar a pensar que hay otros perros en su búsqueda. Algunos pueden saber cuando se van a quedar solo, y pueden actuar con tristeza antes de que su dueño haya salido de casa…

7. Conclusiones

Los mensajes que los perros comunican con su lenguaje corporal pueden ser sutiles, pero prestando la suficiente atención, la mayoría de las personas pueden aprender a reconocer e interpretar los significados más importantes. Es crucial saber cuando tu perro se encuentra juguetón, feliz, preocupado o asustado, seguro o inseguro, o molesto y enojado. Mientras puedas reconocer estas señales, podrás interactuar con él con seguridad y confianza, y podrás protegerlo cuando necesite tu ayuda.

fuente

 

loading...